El Salvador en La Red 153

Navegando en el Web

Dirección en Internet: http://www.eguia.com.sv
Publicada por: www.eguia.com.sv

Un directorio publicitario en Internet; una base de datos de clientes y proveedores potenciales; unas páginas amarillas con posibilidad de actualización en minutos. Cualquiera de estas definiciones puede aplicarse a este sitio, creado y mantenido por otra empresa salvadoreña que, como su razón social lo indica, es producto de esta nueva economía. En el sitio se pueden hallar los datos esenciales empresariales para entrar en contacto con clientes potenciales, usuarios de Internet en el país y en el mundo.

 

Conversaciones en Línea

10 errores en su Web

La emoción de contar con un sitio web propio, con su nombre distintivo, y el diseño institucional al gusto de quien lo publica, puede ser tan grande que nos olvidemos de que una vez creado, debemos actualizar y revisar constantemente el sitio, si deseamos que los visitantes vuelvan repetidas veces.

Es posible identificar algunos de los errores más comúnmente cometidos en el diseño y mantenimiento de sitios Web:

1- Confundir a los visitantes con contenido inconsistente: cambiar estilo de página a página, o de lo que es la imagen institucional en papel, campañas, mantas, etc. a lo que es el web, puede desconcertar a la audiencia.

2- Subestimar la importancia de pruebas de usabilidad: como los grupos de prueba ante un nuevo producto, es importante reunir a una selección de personas, provenientes del grupo objetivo del sitio, para obtener su realimentación.

3- Dejar a sus visitantes sin ayuda: se debe proveer mecanismos de navegación internos, instrucciones adicionales cuando se necesiten, y elementos de clarificación para orientar al visitante.

4- Asumir un alto nivel de habilidades técnicas: el sitio debe ser diseñado de forma que hasta las personas que tienen poco o nulo contacto con la tecnología puedan utilizarlo exitosamente.

5- Olvidar promover su producto: el interés focal del sitio debe estar en los productos o servicios que ofrece, y menos en la historia de la empresa, datos del personal, etc.

6- Abandonar el sitio una vez lanzado: dormirse en los laureles es de lo peor. Puede mantener espacios con el "consejo de la semana", la "ciberoferta del mes", etc.

7- Mantener la casa desordenada: si el usuario no encuentra rápidamente lo que busca, desistirá y buscará en otro lugar. Por ello, es muy importante saber organizar y distribuir la información donde el usuario típico la buscaría.

8- Tratar de complacer a todos: debe existir un balance entre las sugerencias que se adoptan y las que se descartan, por parte de los usuarios, puesto que, como todo, siempre habrá más de una manera de ver las cosas, y no se podrá nunca satisfacer todos los gustos.

9- Publicar textos y discursos muy largos: a menos que sea necesario, por la naturaleza del contenido, los textos deben ser breves, puntuales y al grano, de forma que el visitante pueda leerlos rápidamente.

10- Encargar el sitio a la persona incorrecta: lo mejor es que sea una persona con experiencia en comunicaciones institucionales y mercadeo quien esté a cargo del sitio web, aunque sepa poco de la parte técnica.

Rafael Antonio Ibarra Fernández
ribarra@di.uca.edu.sv